Conoce la doma clásica de la fusta de Antonio Verdejou

Doma clásica. Fuente: topiberian

Doma clásica. Fuente: topiberian

Antonio Verdejo, jinete de doma clásica, explica los detalles de esta modalidad de la hípica y describe algunas de sus peculiaridades y características.

María López

María López

@MariaLopezQn
30 de Julio de 2015, 21:00

El mundo del caballo se abre cada día más hueco en el panorama español, siendo la doma clásica una de las áreas que más crece y que, incluso, le ha dado a España una medalla olímpica. Esta rama de la hípica es una de las modalidades que tiene cada vez más adeptos en España y, también, es destacable su desarrollo a nivel europeo. Los jinetes y las amazonas están a muy buen nivel y destacan con buenas posiciones en campeonatos internacionales. Uno de los jinetes con más proyección es Antonio Verdejo, que ha vivido desde pequeño dentro del mundo del caballo.

¿Qué es la doma clásica?

Doma clásica. Fuente: topiberian

Doma clásica. Fuente: topiberian

La doma clásica es una modalidad de la hípica que consiste en realizar una serie de ejercicios con el caballo dentro de un cuadrilongo. Esas instrucciones las aprende el caballo dependiendo de la edad y el nivel al que esté, y son ejercicios preestablecidos, lo que se llama ‘reprise’. La pista de doma clásica tiene una serie de letras y en cada una de ellas hay que hacer un paso diferente, que tendrán un nivel más de dificultad cuando se suba de escalafón.

Esta modalidad ecuestre tiene diferentes niveles, entre los que destacan San Jorge y Gran Premio. En la categoría San Jorge se agrupan las pruebas de San Jorge, Intermedia I y Freestyle. Y a nivel Gran Premio: Gran Premio, Gran Premio Especial y Freestyle. Las 2 primeras pruebas, aunque diferentes, son similares en nivel y consisten en realizar una serie de ejercicios con cambio de pie, piruetas, con trote en extensión y con apoyos tanto al trote como al galope. Y la peculiaridad del Freestyle es la música que acompaña al ejercicio donde el jinete se inventa la coreografía; una prueba para lucirse y sacar lo mejor del caballo.

Doma clásica. Fuente: topiberian

Doma clásica. Fuente: topiberian

El nombre de los concursos, además, viene acompañado por estrellas que reflejan el nivel: a más estrellas, más nivel.  “A un concurso 4 estrellas vienen todos los máximos jinetes. Es como un trampolín. Es un buen sitio para que nos vean, para hacerlo bien y para seguir sumando“, comenta Antonio Verdejo que añade: “Un concurso 4 estrellas es casi lo máximo. Concursos de 5 estrellas hay muy pocos”.

Entrenamiento del caballo

Antonio Verdejo realiza un entrenamiento con su caballo de “1 hora y cuarto aproximadamente. Los 20 minutos iniciales son al paso para que caliente; luego pasamos a los estiramientos para la musculatura del caballo al trote y al galope durante unos 25 minutos. Después de esto, realizamos el entrenamiento más duro para aumentar sus capacidades físicas y para que se aprenda todos los ejercicios. Y termina el entrenamiento con unos 10 minutos galopando para que se relaje y la sangre vuelva a correr por los músculos después de tanta presión. ‘Kafú’ entrena todo los días exceptuando 1 a la semana donde intentamos que se relaje y haga lo que un animal haría en estado natural”.

“Los caballo son como las personas, no todos los días están al máximo, tienen días y días. Es complicado y son muchas horas junto a ellos, donde tienen que aceptar lo que le enseñamos y meterlo en su mente. Se crea un vínculo muy fuerte y, además, cuando le pasa algo malo es como si te pasara a ti. Para poder estar en una competición internacional, la salud del caballo es fundamental”, confiesa el jinete.

Clasificación de los caballos

interior-doma-avance-deportivo

Doma clásica. Fuente: topiberian

Hay caballos de todas las edades, pero para los niveles más altos necesitan una edad mínima. Por ejemplo, nivel San Jorge son caballos desde 7 años. Cuando son adultos y tiene experiencia, entran a nivel Gran Premio que es a partir de los 8 años, aunque normalmente hasta los 10 es muy raro que pasen a ese nivel.

Características importante para elegir un caballo

“Lo primero que miran los jueces cuando los caballos son jóvenes es que tengan elasticidad, franco amplio y buena nota de paso, trote y galope. Personalmente, yo también busco que ese caballo tenga corazón, es decir, que tenga ganas de progresar, atender y ganas de mejorar”, expresa el jinete.

El camino hacia los Juegos Olímpicos

“A los JJOO va un equipo de 3 caballos y 1 de reserva. Es muy difícil que tu caballo coincida en edad y en tiempo para ir a unas olimpiadas. Por ejemplo, ‘Kafú’ está a su máximo nivel dentro de 3 años, pero en ese año no hay unos juegos. Se tienen que reunir muchas condiciones para que el mismo año que haya unos juegos, seas tú uno de los 4 mejores binomios del país. Además, tienes que estar entre las 4 mejores puntuaciones de España para poder ir. Tiene que estar por encima del 70% seguro, y la ponen los jueces en los campeonatos que compites. No puedes tener altibajos”, aclara el malagueño.

Recomendar
  • gplus
  • pinterest

Comentar