El billete a Río pasa por el canal de Duisburgo

Javier Reja, Adrián Castaño, Jonás García y Elena Naveiro, disputarán el Mundial de paracanoe. Fuente: AD

Javier Reja, Adrián Castaño, Jonás García y Elena Naveiro, disputarán el Mundial de paracanoe. Fuente: AD

Javier Reja, Jonás García, Adrián Castaño y Elena Naveiro disputan el Mundial de paracanoe con el objetivo de lograr las últimas plazas para los Juegos Paralímpicos.

Jesús Ortiz García

Jesús Ortiz García

@JesusOrtizAD
14 de Mayo de 2016, 12:29

El piragüismo debutará como deporte paralímpico en los Juegos de Río en la modalidad de kayak y los españoles ultiman sus opciones para conseguir una plaza. El billete para la cita en Brasil pasa por el campeonato del Mundo que se disputa del 17 al 19 de mayo en Duisburgo, con la presencia de Javier Reja, Jonás García, Adrián Castaño y Elena Naveiro.

En el Sportpark Wedau de la ciudad alemana, Reja se proclamó en 2013 campeón del mundo en canoa, una disciplina en la que también fue oro en el Europeo del año pasado. Pero la embarcación que estará en los Juegos es el kayak, algo más pequeña, no lleva estabilizador y se propulsa con una pala de dos hojas. El palista sevillano ha tenido que aclimatarse al nuevo barco en muy poco tiempo con el objetivo de pelear por estar en Río.

Javier Reja en Duisburgo. Fuente: RFEP

Javier Reja en Duisburgo. Fuente: RFEP

“Ha sido difícil el cambio, no tiene que ver nada esta modalidad con la de canoa que practicaba antes y en un año es complicado una adaptación del 100%. Pero voy con buenas sensaciones, he mejorado mucho en estos meses en cuanto a la técnica y la estabilidad de la embarcación, así que estoy ilusionado y con ganas para luchar por la plaza”, explica el andaluz.

Reja compite en KL2 200 metros con deportistas que pueden mover los brazos, pero sólo parcialmente las piernas y el tronco. En 2006 sufrió un accidente de tráfico y tuvieron que amputarle la pierna derecha, pero a través del deporte ha superado los obstáculos que ha encontrado por el camino. En aguas del Guadalquivir se ha preparado durante estos años para este reto, quiere estar con los mejores del piragüismo adaptado en los Juegos Paralímpicos.

“Hay 4 plazas en juego, habrá mucha igualdad y nivel entre los palistas que vamos a competir. Estamos todos con tiempos muy similares y ahora es cuando toca remar más fuerte que nunca. Hay que apretar los dientes, tener una buena salida y no dejar de dar paladas hasta llegar a la meta. No quiero dejar escapar la oportunidad de ir a los Juegos y voy a por todas”, recalca el piragüista del Club Náutico de Sevilla.

Otra de las bazas para el equipo español es Jonás García en KL3 200 metros, categoría que engloba a deportistas que pueden mover el tronco por completo y las piernas parcialmente. El asturiano llega al canal de Duisburgo “muy motivado y con ganas de competir” tras ganar la Copa de España de pista que se disputó en el embalse de Trasona.

El asturiano Jonás García.

El asturiano Jonás García.

Asegura que está en su mejor momento: “Me veo bastante potente este año, es una oportunidad muy grande la que tengo en este Preolímpico y tengo opciones de conseguir la plaza para ir a Río. En los 6 años que llevo compitiendo en esta distancia nunca había cosechado estos tiempos. Será una prueba muy emocionante porque hay mucha igualdad con los rivales”.

El joven, que tiene atrofia muscular, peleará por uno de los pasaportes que otorga este Mundial en aguas alemanas. “En mi categoría, como los 6 clasificados son europeos, solo habrá 2 plazas en juego en este campeonato, ya que las 2 restantes son para Brasil por ser el país anfitrión y una para otro continente. Será la primera vez que el piragüismo adaptado forme parte de unos Juegos Paralímpicos y me gustaría hacer historia representando a España”, subraya el palista del Club Villaviciosa El Gaitero.

En el canal alemán también estarán el balear Adrián Castaño en KL1 (deportistas que no pueden mover las piernas ni el tronco o solo de forma limitada) y Elena Naveiro en KL3. La gallega regresó al piragüismo después de 23 años de ausencia como terapia tras superar una necrosis y 9 operaciones en su tobillo y ganó el selectivo nacional ante la favorita, Silvia Elvira.

La palista del Breogán, de 40 años, aspira a convertirse en la primera kayakista española en unos Juegos: “No sé el nivel que habrá, ni tampoco como está el panorama internacional porque nunca he llegado a competir en paracanoa. Lo que no cabe duda es que me voy a esforzar al máximo, la oportunidad es única y voy a intentarlo”. Por su parte, María Calvo competirá en VL3, modalidad no paralímpica.

Recomendar
  • gplus
  • pinterest

Comentar