Baloncodo, un nuevo deporte que nace desde la base

Practicando baloncodo. Fuente: Baloncodo.

Practicando baloncodo. Fuente: Baloncodo.

Con alrededor de un año y medio de existencia, este deporte nacido de la creatividad del docente y la imaginación infantil se expande por la geografía española con propuestas para cruzar el charco, aunque el esfuerzo para que se consolide está siendo titánico.

Laura Pérez Torres

Laura Pérez Torres

@lauraescreativa
23 de abril de 2017, 19:00

Hace alrededor de un año y medio que Norberto Domínguez Jurado practicaba con su alumnado en clase de Educación Física la vuelta a la calma con el balón gigante de yoga (pelota suiza) y en un acto reflejo, con los brazos en jarras, golpeó con el codo el esférico haciéndole recordar a uno de sus alumnos la figura del cenachero (pescador con brazos en jarra portando el pescado). “Maestro, como si fuéramos cenacheros”, bromeaban los pequeños en un proceso de imitación del golpeo con el codo que acababa de realizar el docente, quien empezó a unir las piezas de un puzzle que definió un deporte cultural, igualitario e inclusivo: el baloncodo.

Norberto Domínguez. Fuente: Avance Deportivo/LPT

Norberto Domínguez. Fuente: Avance Deportivo/LPT

Norberto Domínguez, maestro de Educación Física en el CEIP Hans Christian Andersen de Málaga, y recientemnete investido doctor por la Universidad de Málaga (UMA), ideó este deporte a raíz de una investigación paralea que surge y es parte de su tesis doctoral, y cuyo reglamento se nutre de la cultura y vocabulario malagueño. “Realmente todo el mundo ha aportado ideas y, sobre todo, los alumnos para ir definiendo un deporte que debía acoplarse a sus necesidades”, comenta Norberto Domínguez.

“Es increíble el rápido crecimiento que ha tenido este deporte en tan solo un año y medio; y que es reconocido por la Ciudad de Málaga”, explica el ideólogo, quien insiste en que “vamos a crear la asociación local, y también se van a crear en otras partes de España como La Rioja o Madrid; incluso se han interesado desde México y Uruguay”.

Además de haber sido respaldados por unanimidad en el Ayuntamiento de Málaga para incorporarlos a los Juegos Deportivos Municipales, tras el periodo de exhibición, el baloncodo ha despertado interés en altas instituciones deportivas nacionales. También van por buen camino las negociaciones para que esté como deporte en el Trofeo Rector de la UMA y en los centros educativos andaluces.

Con un reglamento muy malagueño
El golpeo parte de la figura del cenachero; el terreno de juego se denomina Biznaga; los puntos Sur; o la pelota Infante, por el padre de la patria andaluza. Es colectivo, mixto, cultural, inclusivo y educativo.

Dos equipos se enfrentan en cancha dividida, en dos tiempos de 12 minutos e intentar anotar el mayor número de Sur. La representatividad del número 12 como duración de cada tiempo tiene su origen en el homenaje a la Constitución de 1812 ‘La Pepa’, la primera de la democracia en España, nacida en Cádiz (Andalucía).

Recomendar
  • gplus
  • pinterest

Comentar