Cuatro españoles, en la Copa del Mundo de esgrima en silla

Begoña Garrido y Álex Prior durante una prueba del campeonato de España. Fuente: FEDDF

Begoña Garrido y Álex Prior durante una prueba del campeonato de España. Fuente: FEDDF

Álex Prior, Begoña Garrido, Iago Fernández y Antonio Garrido competirán en Varsovia del 5 al 9 de julio.

Jesús Ortiz García

Jesús Ortiz García

@JesusOrtizAD
03 de julio de 2018, 16:50

La esgrima en silla de ruedas fue una de las pocas disciplinas donde España no tuvo representación en los Juegos Paralímpicos de Río 2016. Por ello, el seleccionador Carlos Soler está empeñado en llevar a algún deportista a Tokio 2020. El Europeo de septiembre en Terni (Italia) marca el inicio del camino hacia la cita de Japón, pero antes, los españoles competirán del 5 al 9 de julio en la Copa del Mundo de Varsovia que les servirá como rodaje.

Álex Prior, Antonio Garrido, Iago Fernández y Begoña Garrido son los cuatro ‘mosqueteros’ que estarán en Polonia. “Esta prueba será de preparación para el gran objetivo del año, que es el campeonato de Europa, donde ya se empieza a puntuar para el ranking paralímpico. El equipo está con mucha ilusión y confianza, queremos quitarnos la espinita de Río y lograr la clasificación de algún deportista”, ha comentado el técnico español.

El donostiarra Prior, que fue campeón del mundo sub23 en 2013, volverá a ser una de las referencias de la selección y peleará por estar entre los mejores. “Está en un buen momento, pero en su categoría el nivel es cada vez mayor y el hándicap que tiene es que no puede dedicarse plenamente a este deporte como sus rivales y apenas ha tenido tiempo para entrenar porque está trabajando”, ha lamentado Soler.

En Varsovia le acompañarán el malagueño Antonio Garrido, que ha regresado a la esgrima tras un parón de dos décadas, y la vallisoletana Begoña Garrido, que para el seleccionador “tiene que dar el salto definitivo para estar entre las ocho primeras”.

Y el debutante en una Copa del Mundo será el gallego Iago Fernández, campeón de España en espada y que esta temporada volvió a empuñar las armas tras casi dos años alejado de la competición. “Tenemos mucha confianza depositada en él, es un joven que viene de la esgrima a pie y es una buena baza de cara a Tokio 2020. En Polonia también disputará el Europeo sub 23, donde puede pelear por medalla”, ha explicado Soler.

Recomendar
  • gplus
  • pinterest

Comentar