Javier Reja empieza desde cero

El piragüista Javier Reja, durante un entrenamiento en el río Guadalquivir. Fuente: AD

El piragüista Javier Reja, durante un entrenamiento en el río Guadalquivir. Fuente: AD

El piragüista sevillano, campeón del mundo en paracanoa, se ha visto obligado a cambiar a la modalidad de kayak para estar en los Juegos Paralímpicos de Río.

Jesús Ortiz García
Actualizado: 29/04/2015 20:15

Es un deportista multidisciplinar, con buenos resultados en natación, ciclismo y triatlón, pero encontró su gran pasión en el piragüismo. Concretamente, en la canoa, con la que conquistó el oro en el Mundial de 2013 cuando sólo llevaba un año entrenando. Pero ahora, Javier Reja tiene que volver a empezar desde cero, ya que su planificación ha dado un giro radical y deberá centrarse en el kayak si quiere estar en los Juegos Paralímpicos de Río 2016.

Se lo comunicaron en febrero y sin más lamentos, se puso manos a la obra en aguas del río Guadalquivir gracias a que el club Náutico de Sevilla le compró la embarcación, aunque reconoce que fue una mala noticia. “Fue un jarro de agua fría, ha sido como volver a empezar porque el kayak no tiene nada que ver con la canoa, su estabilidad es menor, es una pala de doble hoja y con mi discapacida, tengo que ir algo encogido y no voy cómodo”, explica.

Reja tras ganar el Mundial en 2013. Fuente: RFEP

Reja tras ganar el Mundial en 2013. Fuente: RFEP

Reja sufrió un accidente de tráfico en 2006 y tuvieron que amputarle la pierna derecha. Este andaluz siempre ha superado los obstáculos que ha encontrado por el camino, así que está dispuesto a seguir peleando para estar con los mejores. “La adaptación va bien, hemos probado cosas para que el muñón de la pierna no sufra y para tener más equilibrio en el barco”, cuenta.

Con apenas 2 meses de entrenamientos afrontará su 1ª gran cita internacional, el Europeo en República Checa del 1 al 3 de mayo. “La preparación la he llevado con mucha fatiga porque había que adaptarse al kayak. Así que no se pueden pedir peras al olmo ya que en esta modalidad hay mucho nivel. El Europeo será como un test para ver cómo me encuentro y mi intención es entrar en la final y bajar mi tiempo personal”, apunta. En aguas checas estará acompañado por los palistas Adrián Castaño, Jonás García, Silvia Elvira y Jana Mestre.

El objetivo del piragüista sevillano es el Mundial de agosto en Milán, para el que tiene más margen de mejora. “En Italia se dan las primeras plazas para los Juegos Paralímpicos y voy a ir a por ello. Están apostando fuerte por mí, estamos trabajando duro y me siento muy animado a pesar del varapalo. Tenemos claro que si no es canoa, iremos a Río de Janeiro en kayak, sólo queda echarle huevos”, recalca Reja.

Recomendar
  • gplus
  • pinterest

Comentar